A edad de cin­co años, a Xóchitl Guadalupe Cruz le nació el gus­to por la cien­cia.

Orig­i­nar­ia de Chi­a­pas, Xóchitl es una de las niñas par­tic­i­pantes como con­fer­encista en el Sin­gu­lar­i­tyU Méx­i­co Sum­mit que se real­iza en Puer­to Val­lar­ta.

“Cuan­do era más niña mis mae­stros le decían a mis papas que era muy hiper­ac­ti­va y pues des­de ahí mis papás me metieron a un cur­so de cien­cia”, explicó.

Fue así como poco a poco fue desar­rol­lan­do este gus­to por la cien­cia.

En primero de pri­maria real­izó un proyec­to al que llamó “La Esen­cia de Xóchitl”, donde mon­tó un lab­o­ra­to­rio casero para extraer la esen­cia de las flo­res. Con este, logró obten­er un primer lugar en una feria de cien­cia.

Xóchitl con­sid­era que la cien­cia es muy impor­tante porque ayu­dará a sal­var al plan­e­ta y ten­er un mun­do mejor.

“Yo les invi­to a todos los niños que se metan en la cien­cia porque en futuro va a ser muy impor­tante para todos”, dijo la con­fer­encista de 10 años, a la que le gus­taría estu­di­ar med­i­c­i­na.

Xóchitl Guadalupe Cruz ganó recien­te­mente el Pre­mio de Cien­cia Nuclear por la UNAM por realizar un calen­ta­dor de agua solar con mate­ri­ales reci­clables cuyo proyec­to pre­sen­tó esta mañana en el foro prin­ci­pal del Sin­gu­lar­i­tyU Méx­i­co Sum­mit.

OF

Fuente