Wash­ing­ton —

El pres­i­dente Don­ald Trump anun­ció este miér­coles que su gob­ier­no pro­hibirá en los próx­i­mos meses los pro­duc­tos de vapeo saboriza­dos, tras el aumen­to de afec­ciones pul­monares graves que se han cobra­do al menos seis vidas en Esta­dos Unidos.

“Está cau­san­do muchos prob­le­mas”, dijo el pres­i­dente a peri­odis­tas en la Casa Blan­ca, donde estu­vo acom­paña­do por el sec­re­tario de salud, Alex Azar, y el jefe interi­no de la agen­cia fed­er­al de medica­men­tos y ali­men­tos (FDA), Nor­man Sharp­less.

“Ambos esta­mos leyen­do sobre esto (la ola de per­sonas afec­tadas por los efec­tos del uso de vapor­izadores)… Mucha gente lo está leyen­do, la gente muere por vapeo”, afir­mó Trump al expre­sar su pre­ocu­pación y la de la primera dama Mela­nia Trump.

El man­datario, quien prometió inter­venir en el asun­to, agregó que Mela­nia ha par­tic­i­pa­do en las dis­cu­siones porque “tiene un hijo”. “Está muy deci­di­da al respec­to”, señaló. 

Crono­gra­ma de pro­hibi­ción

 Con­sul­ta­do sobre un crono­gra­ma hacia la pro­hibi­ción de recar­gas saborizadas para cig­a­r­ril­los elec­tróni­cos, Azar indicó que su agen­cia emi­tirá nor­mas al respec­to en las próx­i­mas sem­anas.

Tras el lan­za­mien­to de una nue­va guía reg­u­lado­ra, “prob­a­ble­mente habrá una fecha de entra­da en vig­or retrasa­da de 30 días”, dijo Azar. 

“En ese momen­to, todas las car­gas saborizadas de cig­a­r­ril­los elec­tróni­cos, excep­to el taba­co, ten­drían que ser reti­radas del mer­ca­do”, enfa­tizó.

Los pro­duc­tos con sabor a taba­co pueden seguir vendién­dose, pero requerirán autor­ización de com­er­cial­ización para mayo de 2020.

Azar señaló en su cuen­ta de Twit­ter que la políti­ca puede ser más restric­ti­va. “Si los datos mues­tran que los jóvenes migran a pro­duc­tos con sabor a taba­co, hare­mos lo nece­sario para abor­dar” el prob­le­ma, dijo.

 Salud vs nego­cios

La noti­cia fue un gran golpe para la flo­re­ciente indus­tria del vapeo, que mov­i­lizó un mon­to de 10.200 mil­lones de dólares a niv­el mundi­al en 2018, según la fir­ma de estu­dios de mer­cadeo Grand View Research.

La FDA se hizo car­go en 2016 de reg­u­lar la com­er­cial­ización de los aparatos elec­tróni­cos para con­sumo de nicoti­na, inclu­i­dos los cig­a­r­ril­los elec­tróni­cos o vapeadores, y tiene la autori­dad para exi­gir que se retiren dis­pos­i­tivos o pro­duc­tos aso­ci­a­dos. 

Además de las seis muertes, más de 450 per­sonas que infor­maron haber con­sum­i­do nicoti­na, pro­duc­tos de cannabis o ambos en estos dis­pos­i­tivos, se enfer­maron en los últi­mos meses, con sín­tomas que incluyen difi­cul­tades res­pi­ra­to­rias y dolores en el pecho. Algunos tuvieron que ser hos­pi­tal­iza­dos y recibir asis­ten­cia res­pi­ra­to­ria. 

A var­ios ado­les­centes hubo que inducir­les un coma, inclu­i­do uno cuyos médi­cos dijeron que, si se recu­pera, podría nece­si­tar un trasplante de pul­món. 

Los vapor­izadores se venden en Esta­dos Unidos des­de 2006 y a menudo se uti­lizan como alter­na­ti­va para dejar de fumar cig­a­r­ril­los tradi­cionales.

Atrae a ado­les­centes

La FDA dijo en un comu­ni­ca­do que los sabores no rela­ciona­dos con el taba­co ‑con recar­gas con gus­tos como fru­tas, men­tol, men­ta o golosi­nas- esta­ban dirigi­dos a atraer al públi­co ado­les­cente. Esto apoy­a­do en datos pre­lim­inares para 2019 que mues­tran que más de una cuar­ta parte de los estu­di­antes de secun­daria habían usa­do cig­a­r­ril­los elec­tróni­cos en los últi­mos 30 días.

Según datos ofi­ciales, unos 3,6 mil­lones de estu­di­antes de secun­daria y prepara­to­ria usaron vapor­izadores en 2018, un aumen­to de 1,5 mil­lones respec­to al año ante­ri­or. 

Los Cen­tros de Con­trol y Pre­ven­ción de Enfer­medades (CDC) esta­dounidens­es han insta­do a las per­sonas a que dejen de vapear has­ta tan­to no se conoz­can los resul­ta­dos de las inves­ti­ga­ciones en cur­so. 

Las autori­dades fed­erales aún no han iden­ti­fi­ca­do una sola sus­tan­cia común a todos los casos, pero el depar­ta­men­to de salud de Nue­va York está cen­tran­do su inves­ti­gación en las recar­gas de cannabis que se venden en el mer­ca­do negro y que con­tienen aceite de vit­a­m­i­na E, dañi­no al inhalarse. 

La FDA advir­tió el lunes al fab­ri­cante de cig­a­r­ril­los elec­tróni­cos Juul, líder del mer­ca­do, que deje de anun­cia­rse como una alter­na­ti­va menos dañi­na al tabaquis­mo, y lo acusó de haber infringi­do la ley en su com­er­cial­ización.  (I)

Fuente