Después de 53 años de opera­ciones en Méx­i­co, Nis­san alcanzó la pro­duc­ción de 13 mil­lones de unidades en sus tres com­ple­jos de ensam­ble: Aguas­calientes A1, Aguas­calientes A2 y CIVAC.

“Esta cifra refle­ja el com­pro­miso de todos los colab­o­radores en las plan­tas, la con­fi­an­za de la cor­po­ración por la cal­i­dad de lo hecho en Méx­i­co y la pref­er­en­cia del mer­ca­do por los mod­e­los de la mar­ca”, comen­tó Arman­do Ávi­la, vicepres­i­dente de Man­u­fac­tura de Nis­san Mex­i­cana, en un comu­ni­ca­do.

Nis­san fab­ri­ca vehícu­los tan­to para el mer­ca­do nacional como para 30 difer­entes país­es hacia donde expor­ta, entre los que desta­can Canadá, Esta­dos Unidos, Brasil, Colom­bia, Chile y Ara­bia Sau­di­ta.

Con el establec­imien­to en 1966 de plan­ta CIVAC, en Cuer­nava­ca, More­los, dio ini­cio la fab­ri­cación de vehícu­los con los más altos nive­les de cal­i­dad.

Actual­mente la plan­ta CIVAC pro­duce Ver­sa, el mod­e­lo de may­or ven­ta en Méx­i­co; y las pick ups NP300 y NP300 Fron­tier.

La plan­ta Aguas­calientes A1 fue inau­gu­ra­da en 1992 y es un ref­er­ente glob­al de man­u­fac­tura. Emplea a más de seis mil per­sonas, incluyen­do la plan­ta de motores, ubi­ca­da en las inmedia­ciones del mis­mo com­ple­jo.

En Aguas­calientes A1 se fab­ri­can Ver­sa, Kicks y March.

Por su parte, la plan­ta Aguas­calientes A2 fue inau­gu­ra­da a finales de 2013. En esta plan­ta se pro­duce Sen­tra, uno de los diez vehícu­los más ven­di­dos del país y uno de los autos de may­or exportación.

“En los últi­mos 20 años hemos trans­for­ma­do nues­tras opera­ciones locales, impul­san­do el tal­en­to, con­tan­do con los más altos nive­les de cal­i­dad y pro­duc­tivi­dad y rat­i­ficán­donos como una de las empre­sas con may­or inver­sión en nue­stro país”.

“Así mis­mo, con­ta­mos con robus­tos planes de capac­itación para impul­sar la com­pet­i­tivi­dad del equipo entre los que desta­can Escuela Nis­san y Uni­ver­si­dad Nis­san, la primera uni­ver­si­dad cor­po­ra­ti­va del sec­tor auto­motriz en Méx­i­co con reconocimien­to de validez ofi­cial”, agregó Ávi­la.

La división de Nis­san en Méx­i­co es la cuar­ta operación más impor­tante para la com­pañía a niv­el glob­al, en vol­u­men, después de Esta­dos Unidos, Chi­na y Japón.

En 2017, Nis­san fab­ricó 150 mil­lones de vehícu­los a niv­el glob­al, de los cuales, Méx­i­co con­tribuyó con el 7.9%.

NM

Fuente