938

El papel desem­peña­do por el iPhone X en la estrate­gia com­er­cial de Apple es un tan­to con­fu­so. Ya de par­ti­da, la trayec­to­ria del mod­e­lo ha esta­do mar­ca­da por los altiba­jos. Primero fueron los prob­le­mas de pro­duc­ción que des­en­ca­denaron en retra­sos en su lan­za­mien­to com­er­cial. Tras su desem­bar­co, la fluc­tu­ante deman­da ha sido otro fac­tor que ha sem­bra­do serias dudas. Y es que el ele­va­do pre­cio del iPhone X parece haber sido un condi­cio­nante difí­cil de super­ar para Apple, al menos si val­o­ramos la can­ti­dad de novedades ofre­ci­das a cam­bio de con­ver­tirse en el iPhone más caro de la his­to­ria.

Se aprox­i­man los resul­ta­dos económi­cos trimes­trales de Apple, los primeros de 2018, pero los segun­dos de su año fis­cal. Los ante­ri­ores, los que incluyeron por primera vez las ven­tas ini­ciales del iPhone X, dejaron patente que Apple sigue sabi­en­do hac­er dinero, mucho dinero. Sin embar­go, su nego­cio de ref­er­en­cia, el de la ven­ta de smart­phones, empieza a mostrar sig­nos de ago­tamien­to. Una sen­sación que la com­pañía arras­tra des­de los últi­mos años, cuan­do se estancó en la línea de dis­eño imple­men­ta­da por el iPhone 6.

¿Cues­ta más fab­ricar el Sam­sung Galaxy S9+ o el iPhone X? ¿ Qué mar­ca gana más?

El peso del iPhone para las cuentas de Apple

La exi­gen­cia del mer­ca­do – y los accionistas- ha puesto des­de entonces a Apple en el pun­to de mira. Cada trimestre, se anal­iza con detalle las cifras logradas por los norteam­er­i­canos. A pesar de que se apre­cia que la multi­na­cional empieza a explotar otras vías para seguir cre­cien­do, como es el caso de la com­er­cial­ización de soft­ware y ser­vi­cios, los ingre­sos proce­dentes de la ven­ta de iPhones siguen sien­do la prin­ci­pal fuente de ben­efi­cios.iPhones de distintas generaciones

Un mod­e­lo de nego­cio que tiene sus pun­tos fuertes, pero tam­bién sus debil­i­dades. Apple no dispone de una amplia gama de mod­e­los, diver­si­fi­ca­dos por sus car­ac­terís­ti­cas y pre­cio como lo puede hac­er Sam­sung o Huawei. Como alter­na­ti­va, al menos durante los últi­mos años, Apple ha favore­ci­do que con­vi­van varias gen­era­ciones de iPhones en su catál­o­go, difer­en­ci­adas prin­ci­pal­mente por su pre­cio. Sin embar­go, los costes entre unos y otros están muy aco­ta­dos, por lo que seguimos hablan­do de mod­e­los pre­mi­um, con pre­cios para un seg­men­to muy con­cre­to del mer­ca­do.

El interés por el iPhone X decae: ven­tas por deba­jo de los iPhone 7 y iPhone 8

El confuso papel del iPhone X

El iPhone 8 no supu­so una rev­olu­ción respec­to al iPhone 7. Varias mejo­ras, cam­bio de mate­ri­ales, pero sin grandes ali­cientes de com­pra para quienes disponían de la ver­sión ante­ri­or. Ante esta situación, el iPhone X se colo­ca­ba como la alter­na­ti­va. Juga­ba con el ansia de sus seguidores y poten­ciales clientes. Un mod­e­lo que por fin cam­bi­a­ba el dis­eño, y lo hacía a lo grande, un móvil todo pan­talla.iPhone X con pantalla OLED de colores

Sin embar­go, el pre­cio ha sido su prin­ci­pal las­tre des­de un ini­cio. Si bien la deman­da ini­cial pare­ció respon­der inclu­so por enci­ma de las expec­ta­ti­vas de la com­pañía, todo apun­ta a que esas ven­tas se cor­re­spondían con quienes esta­ban dis­puestos a desem­bol­sar los 1.159 euros ‑999 dólares- de la ver­sión más económi­ca.

Ficha téc­ni­ca de todos los iPhones de Apple

Aho­ra, la novedad ya ha deja­do de ser un impul­so de com­pra para el usuario, y además hemos de sumar que Apple entra en un peri­o­do en el que ve resen­ti­das sus ven­tas debido a la cada vez más cer­cana pre­sentación de nuevos mod­e­los. Los usuar­ios lo saben y retrasan sus com­pras. Será en aprox­i­mada­mente cua­tro meses, pero un fac­tor que del mis­mo modo ralen­ti­zará las ven­tas del iPhone X.

Las estadís­ti­cas de pro­duc­ción avan­zan un descen­so de las ven­tas del iPhone X

A vueltas con la producción y la demanda

En este sen­ti­do, actual­mente hay var­ios indica­tivos de que la deman­da del nue­vo iPhone con pan­talla OLED ha caí­do en pic­a­do. Tan­to como que hay rumores de que Apple ya ha detenido su pro­duc­ción. La real­i­dad es que los informes de anal­is­tas e inclu­so cifras ofi­ciales de Sam­sung Dis­play dejan en evi­den­cia que la dis­tribu­ción del iPhone X va a ralen­ti­zarse aún más.Caja de embalaje del iPhone X

De hecho, la desacel­eración del iPhone X que­da patente en la cuen­ta de resul­ta­dos de la división de pan­tallas de Sam­sung. La mis­ma, que pre­senta­ba hace escasa­mente 24 horas sus resul­ta­dos trimes­trales, deja­ba ver que el nego­cio de pan­e­les OLED se había resen­ti­do por enci­ma de lo esper­a­do, en gran parte debido a la repenti­na reduc­ción de la ven­ta de pan­tallas OLED para el iPhone X. Hemos de recor­dar que Sam­sung es el úni­co dis­tribuidor del pan­el de este mod­e­lo.

Ésta sería la juga­da de Apple para bajar el pre­cio del iPhone X de 2018

China, ¿el pulmón de Apple?

Ante esta per­spec­ti­va, uno de los recur­sos de Apple se cen­tra en el mer­ca­do chi­no. Y es que la deman­da del iPhone X en Chi­na, según la predic­ción de la fir­ma de análi­sis Coun­ter­Point Research, puede dis­pararse respec­to al peri­o­do ante­ri­or en torno al 32%. Sin embar­go, habrá que ten­er en cuen­ta en qué medi­da ‑si se cumple el pronós­ti­co- será sufi­ciente para amor­tiguar la caí­da de las ven­tas que mues­tran los indica­tivos, tales como la deman­da de com­po­nentes para su fab­ri­cación.iPhone X en una mesa de una tienda de Apple

Y es que el pre­cio supe­ri­or del iPhone X ofrece un may­or mar­gen de ben­efi­cios a la fir­ma. De ahí que los ingre­sos y ben­efi­cios de Apple puedan man­ten­erse o inclu­so subir. Sin embar­go, no habrá man­era de camu­flar el descen­so del número de unidades ven­di­das de cada mod­e­lo de iPhone a niv­el glob­al, un indica­ti­vo que, quer­amos o no, mar­ca las pau­tas en el nego­cio de los smart­phones.

Escrito por Víc­tor Rodríguez

Fuente